Suficiencia

Oscar
Glenn

Suficiencia

24/03/2020
Facebook Twitter Google +

Bien ha caído el segundo anuncio del Gobernador Mexiquense este lunes, para suspender las actividades en múltiples establecimientos donde hay alta afluencia de personas, con tal de impedir una multiplicación de contagios de Coronavirus y anticipar que habrá una estrategia de apoyo para mitigar el impacto económico que se genera cuando la gente deja de producir y consumir.

Tal parece que el primer anuncio hecho por el mismo mandatario el viernes, con un exhorto a quedarse en casa, y la promesa de aplicar 1600 millones de pesos para apoyar a 800 mil familias de escasos recursos, así como la información de los recursos disponibles en el sector salud mexiquense para hacer frente a los casos de Coronavirus que surjan en la entidad, no fueron suficientes para convencer a muchas personas que permanecieran a buen resguardo en sus hogares, menos cuando la importante figura del Presidente de México continuó de gira y asegurando que había que salir, consumir y esperar que él indicara la población cuándo quedarse en casa.

Suenan pertinentes las medidas porque –sin ser expertos en ninguna área de la medicina- resultan más congruentes con la prospectiva y las recomendaciones sanitarias que la Secretaría de Salud del Gobierno Federal ha venido difundiendo día tras día, desde que surgió la pandemia y asimismo con la valoración del Consejo de Salubridad General que reconoció el jueves 19 de marzo al nuevo coronavirus COVID-19 como una “enfermedad grave de atención prioritaria”.

En esta secuencia era también impostergable complementar en el Estado lo dispuesto por el Gobierno de la Ciudad de México un día antes, para forzar a la gente a quedarse en su casa, o valorar como ejemplo lo dictado por el Gobierno de Jalisco, para pedir a sus ciudadanos que se resguardaran cinco días, dado que la tendencia de contagios del COVID-19 va en aumento aunque las autoridades federales no se hayan atrevido hasta este momento a reconocer que entramos en la Fase Dos de la pandemia.

Pese a la tersa relación que el Gobernador Mexiquense ha procurado con el Presidente de México, este acto de soberanía imprime presión y por ello no sorprendería que de alguna manera se hubiera advertido, ni que este martes por la mañana sea el Presidente quien haga el anuncio espectacular de la entrada en una nueva etapa del problema y a la par un plan de acción ante la propagación del virus, porque parece impostergable y por no perder protagonismo.

Al Gobierno Mexiquense le queda aprovechar la oportunidad para dar una buena muestra de visión estratégica y habilidad cumpliendo las promesas del gobernador, primero para apoyar eficazmente a los que menos tienen, cuyo sustento está en aprietos al suspender sus actividades y segundo con un muy buen plan para mitigar los efectos económicos de esta cuarentena, y tercero respondiendo óptimamente en el sector salud en la entidad más poblada y compleja del país. No puede fallar. Ojalá!

#ALoBueno

Reconocimiento y agradecimiento sincero a todos los trabajadores de las clínicas y hospitales.



CSI Cyberside Soluciones Integrales